Murió de cáncer a los 13 años, movieron su espejo y comenzaron a llorar

A los 12 años se desmayó y descubrieron su cáncer a los huesos. 1 año después se enfrentó a la muerte no sin antes dejar una nota.

El cáncer es una de las enfermedades más terribles de todas. No solo porque son pocas las personas que terminan sobreviviendo a ella, sino porque es realmente desgastante y termina por quitarte toda la energía que alguna vez tuviste por la vida. El positivismo y la alegría se esfuman como otras cosas.

Athena Orchard era una chica muy amistosa, preocupada y alegre. Tenía solo 12 años y ya sabía muchas cosas de la vida que ni siquiera sus propios padres entendían. Una tarde en su casa, todo se derrumbó. Cayó al suelo y tuvo que ser llevada a urgencias de inmediato, donde descubrieron que sufría de un cáncer a los huesos que ya se había proliferado.

“Sabíamos que el cáncer era muy agresivo… ella peleó lo más que pudo, pero eventualmente terminó estando muy débil para levantarse de la cama “.

-Relata su madre Caroline a Hefty-

Athena murió un año después. Su familia quedó devastada, pero jamás perdieron el espíritu por el que vivía su hija, el de la esperanza y positivismo. Aun así, tuvieron que seguir adelante, y comenzaron a remover las cosas de Athena de su habitación. Todo era demasiado triste, hasta que el padre, Dean, tomó el espejo que estaba en la pared.

Detrás estaba escondido un mensaje que había escrito su hija. Uno de los más hermosos que le podría haber dejado.

“La felicidad depende de nosotros. Quizás no se trata de un final feliz, sino que de la historia. La felicidad es una dirección no un destino. Gracias por existir. Sean felices, libres, crean, siempre jóvenes. Conoces mi nombre, pero no mi historia.

Has escuchado lo que he hecho, pero no por lo que pasé. El amor es como un vidrio, parece tan hermoso, pero es fácil de romper. El amor es raro, la vida es rara, nada dura para siempre y la gente cambia.

Cada día es especial, así que haz lo mejor de él, puede que tengas una enfermedad mortal mañana así que haz lo mejor de cada día. La vida solo es mala si tú haces que lo sea.

Si alguien te ama, entonces no te dejarán caer no importa cuán mala sea la situación. Recuerda que la vida está llena de altos y bajos.

No me juzgues tan rápido, tú solo has visto lo que yo elegí para mostrarte… no sabes la verdad. Solo quiero ser feliz y divertirme sin ser juzgada.

No hay necesidad de llorar porque sé que estarás a mi lado”.

¿Qué te parecieron las palabras de Athena? Una historia realmente conmovedora y ejemplo de optimismo para todos nosotros. Enviamos cariño y amor para su familia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *