7 cosas inesperadas que puede contar tu ADN

Desde que los científicos descifraron el genoma humano, han encontrado miles de genes responsables de varias características y habilidades que se manifiestan en la vida y nos hacen únicos. Pero algunos genes tienen propiedades extremadamente inusuales que ni siquiera podemos imaginar.

Hemos recopilado para ti 11 de las cosas más inesperadas que podemos descubrir en nuestro ADN.

1. Nivel de inteligencia

Investigadores del Reino Unido han descubierto un gen que es responsable de los mejores resultados en las pruebas de coeficiente intelectual. Las personas que lo poseen aprenden más rápido, memorizan mejor la información y se cansan menos haciendo un trabajo intelectual duro.

También, ciertas áreas de este gen son responsables de la formación de recuerdos, concentración y dominio de idiomas. Fue encontrado en el 60 % de los niños, y gracias a ese descubrimiento fue posible crear programas de estudios individuales para cada persona.

2. Gen del oído musical

Investigadores de la Universidad de Helsinki tomaron muestras de sangre de 767 personas (de 7 a 94 años). Al mismo tiempo, algunas familias eran aficionadas a la música, mientras que otras no. Luego pidieron a todos que pasaran una prueba musical. El ADN de aquellos que superaron con éxito el examen tenía una diferencia significativa en el cromosoma 4. Los genes GATA2 y PCDH7 son responsables de la música.

Entonces, la próxima vez que vayas a cantar en la ducha o en el karaoke y alcances una nota equivocada, puedes culpar a estos genes.

3. Una dieta que coincida con tu ADN

Un hecho bien conocido, la misma dieta puede tener un efecto increíble en algunas personas y no en otras. ¿Por qué?

La respuesta está en nuestro ADN. El equilibrio adecuado de grasas, carbohidratos y proteínas puede ser genético. Es decir, todos tenemos diferentes organismos, y cuando el equilibrio en una dieta está cerca del de tu ADN, funciona. En el caso opuesto, tendrá un efecto negativo.

  • Un estudio realizado en la Universidad de Stanford demostró que las personas que hacían una dieta adecuada a su composición genética perdían un 250 % más de peso y se sentían mejor que las que seguían regímenes genéticamente inadecuados.

4. Sociabilidad

Investigadores de Harvard estudiaron los resultados de encuestas de más de 1 000 adolescentes (gemelos y mellizos), compararon su cantidad de amigos, la naturaleza de sus amistades y encontraron que la sociabilidad, como propiedad del carácter, se basa en la estructura genética.

Es decir, los científicos han encontrado la respuesta a la pregunta de por qué algunas personas son el alma de la fiesta y otras evitan la comunicación: simplemente tienen genes diferentes.

5. Puedes ser un goloso genético

Nuestros genes pueden influir en los alimentos que nos gustan. Por ejemplo, en un estudio fue observado el “fenómeno del goloso”. Las personas con cierto gen (TAS2R38) comieron más azúcar desde su infancia.

  • Las mutaciones en el gen MC4R hacen que una persona prefiera comidas grasosas, y la gente con diferencias en los genes FADS1 y FADS2 es vegetariana.
  • Un grupo de investigadores de Harvard encontró un gen responsable del efecto que el café tiene sobre nosotros. Por lo tanto, respondieron la pregunta de por qué algunas personas necesitan más cafeína para despertarse.

6. Un legado que no conocías

Los genes contienen todas las enfermedades, y no solo las nuestras, sino también de los nuestros ancestros más antiguos.

Por lo tanto, los genetistas pueden informarte acerca de la probabilidad de que cierta enfermedad ocurra durante tu vida o en tu vejez. Por ejemplo, el gen STK39 es responsable de la probabilidad de desarrollo de hipertensión. Y las mutaciones en los genes BRCA1 y BRCA2 ayudan a determinar el riesgo de cáncer.

Por supuesto, no es 100 % seguro que una persona que tiene (o no tiene) un determinado gen se enfermará de algo. Pero sabiendo que la probabilidad de tener tal afección es alta, puedes tomar medidas oportunas y cuidar tu salud.

7. Habilidades creativas

A partir de los genes puedes averiguar si tienes una propensión al trabajo creativo.

Un estudio de 130 mil europeos mostró que hay un cierto grupo de genes que es responsable de cuánto uno puede apasionarse por el arte. Pero el problema es que ese mismo grupo es el encargado de la probabilidad de desarrollo de esquizofrenia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *