El nuevo medicamento contra el cáncer que promete ser mejor que la quimioterapia

Los especialistas en oncología ya cuentan con un nuevo medicamento contra el cáncer llamado comercialmente como Keytruda. Al parecer, en las pruebas realizadas se demostraron mejores resultados que la quimioterapia cuando se combate el cáncer de pulmón. Conoce más sobre este fármaco, cómo se utiliza y quiénes pueden acceder a él.

Si bien comercialmente se lo conoce como Keytruda, de laboratorios Merck&Co, el fármaco en cuestión lleva el nombre genérico “pembrolizumab”. Después de realizar las pruebas de control e investigaciones pertinentes, el nuevo medicamento contra el cáncer salió al mercado. Es una realidad y una noticia esperanzadora para todos ya que ha demostrado ser dos veces más efectivo que la quimioterapia.

Su accionar impide que las células cancerígenas se propaguen y que los tumores crezcan. Se recomienda en pacientes oncológicos que han probado la quimio y no han tenido buenos resultados. También para tratar casos avanzados de melanomas, cáncer de pulmón de células no pequeñas y contra el linfoma de Hodgkin . Resulta efectivo contra metástasis de cáncer de cabeza y cuello, cáncer en el tracto urinario y casi todos aquellos casos que no pueden ser tratados a través de una cirugía.

Se administra a través de una inyección. La dosis recomendada es una cada tres semanas y el médico deberá indicar el tiempo total de tratamiento, analizando los progresos y resultados. Como el medicamento ingresa al torrente sanguíneo y luego a los fluidos corporales (como vómito, heces u orina), es importante no estar en contacto directo con ellos. La medicina presenta cierta toxicidad por lo que enfermeras/os o cualquier persona que cuide al paciente, debe utilizar guantes para asistirlo.

Estudios realizados y ensayos clínicos

Como mencionamos, el medicamento pasó el período de prueba, las investigaciones pertinentes y los ensayos clínicos indicados. Si bien aún no se asegura que el nuevo medicamento contra el cáncer sea capaz de alargar el tiempo de supervivencia del paciente,se demostró que actúa efectivamente a la hora de eliminar tumores.

En uno de los estudios, Keytruda demostró achicar el tamaño de los tumores en un 55% de los pacientes, mientras que la quimioterapia sólo lo hacía en un 29% de las personas. Sin embargo, los especialistas aseguran que ambos procedimientos pueden ser combinados para lograr un mejor efecto. Para comprobarlo, la Universidad de Pennsylvania llevó a cabo una investigación: Por un lado, se trató a 60 pacientes oncológicos con un método combinado (quimioterapia y pembrolizumab). De las 60 personas, 33 respondieron positivamente. Por el otro, a 63 pacientes sólo con quimioterapia, de los cuales sólo 18 demostraron una leve mejoría.

Efectos secundarios y cuidados especiales

Al tratarse de una medicina poderosa, el pembrolizumab puede modificar el sistema inmunológico del paciente y ocasionar otros problemas de salud. Los efectos secundarios pueden aparecer en cualquier parte del cuerpo, ya que el organismo se ve afectado de manera integral. Incluso puede requerir de otras medicinas que alivien los síntomas.

Llama a tu médico de inmediato si experimentas alguno de los siguientes síntomas. El especialista sabrá si interrumpir el tratamiento o no:

  • Dolores agudos en el pecho.
  • Mucha tos.
  • Asfixia, sensación de no poder respirar correctamente.
  • Fatiga, debilidad o dolor muscular intenso.
  • Problemas de visión.
  • Cólicos estomacales o diarrea severa.
  • Sangre en las heces u orina oscura (sangre en la orina).
  • Ictericia.
  • Taquicardia.
  • Aumento de la sed o de las micciones.

Para determinar qué paciente necesita Keytruda, el oncólogo a cargo del tratamiento indicará numerosos estudios previos. Esa es la mejor forma de cuidar al paciente. Por otro lado, también se realizarán análisis de control durante el mismo para comprobar que la seguridad y salud del paciente se mantienen estables.

Las embarazadas no pueden administrarse este nuevo medicamento contra el cáncer ya que no es seguro para su salud, ni para la del bebé. Ante la posibilidad de un embarazo, indícale a tu médico de cabecera. Aún no existen pruebas suficientes para conocer el nivel de peligro y toxicidad durante la lactancia. Los especialistas han decidido desaconsejar el tratamiento con Keytruda a madres que amamantan para evitar posibles riesgos.

Con información de: medicinanatural.com

Si te gustó... ¡compártelo!
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter


¿TE HA GUSTADO LO QUE HAS VISTO? COMPARTE TUS COMENTARIOS


Top